Voluntariado Amigo, una iniciativa ejemplar de la Fundación Mutua Madrileña

  • El programa de Voluntariado “Voluntario Amigo: el autismo más allá de los libros” de la UBU y la Asociación Autismo Burgos, galardonado en los IV Premios al Voluntariado Universitario de Fundación Mutua Madrileña
  • Ciento cuarenta alumnos de la UBU han participado en este programa en los últimos 6 años

El programa de Voluntariado “Voluntario Amigo: el autismo más allá de los libros”, un proyecto de voluntariado universitario organizado conjuntamente entre la Facultad de Educación de la Universidad de Burgos y la Asociación Autismo Burgos, ha sido premiado con 5.000€ como finalista de los Premios al Voluntariado Universitario tras ser seleccionado entre 117 candidatos procedentes de 84 universidades de todo el mundo.

El jurado de la IV edición de los  Premios al Voluntariado Universitario organizados por la Fundación Mutua Madrileña ha resaltado el hecho de que las candidaturas procedentes de 84 universidades (70 españolas y 14 internacionales) poseen un inestimable valor y trascendencia social.  Pero, la Fundación ha seleccionado 7 iniciativas entre ellas el programa de la UBU de Voluntariado Amigo (Apoyo Universitario a Personas con Trastornos del Espectro del Autismo). El autismo más allá de los libros.

Impulsado desde 2011 por la Asociación Autismo Burgos y la Universidad de Burgos, el “Programa Voluntario Amigo trata de fomentar el voluntariado entre los universitarios, mediante la participación de éstos en actividades de ocio y tiempo libre con personas con Trastornos del Espectro Autista (TEA) y posibilitando su desarrollo personal al mismo tiempo que fomenta entre las personas con autismo la creación de relaciones sociales, el bienestar y el disfrute.

Este año, en este programa participan 27 jóvenes universitarios como voluntarios en acciones de ocio que realizan junto a los niños y jóvenes con autismo de la Asociación. El Programa se desarrolla a lo largo de todo el curso académico – de octubre a junio – bajo la supervisión y guía de personas especialistas en TEA (profesionales de la Asociación)  y de docentes de la Universidad de Burgos responsables del proyecto.

Esta iniciativa aúna la formación teórica a las acciones de voluntariado. Las personas voluntarias participan en actividades formativas sobre  trastornos del Espectro del Autismo,  a cargo de profesorado de la Universidad de Burgos y profesionales de la Asociación Autismo Burgos, dirigidas a conocer en profundidad las características y necesidades de las personas con autismo, así como los principios de intervención y apoyos que se aplican y los recursos con los que cuenta la asociación. Esta formación continua a lo largo de todo el programa y a la vez los estudiantes voluntarios realizan actividades de ocio una vez por semana junto con las personas con autismo, lo que implica un servicio de acompañamiento individual a personas con TEA en actividades de tiempo libre.

El número de voluntarios del Programa ha ido aumentando paulatinamente desde su inicio. En los 6 años del programa han participado 140 alumnos, algunos durante varios cursos, procedentes principalmente de las distintas titulaciones de la Facultad de Educación. De los 14 voluntarios de la primera edición en 2011, se ha pasado a 27 en este curso. La media de voluntarios participantes es de 25 estudiantes por curso.

De la alta satisfacción de los participantes y la valoración altamente positiva de su experiencia hablan la Directora Académica del Proyecto, Mª Ángeles Martínez Martín, profesora de la Universidad de Burgos, y la Coordinadora Técnica,  Fátima Martínez Gonzalez, Técnico de la Asociación Autismo Burgos,  quienes coinciden en resaltar la conexión que se establece entre los voluntarios y las personas con TEA, como muestran las reflexiones de la estudiante de la Facultad de Educación Susana Portillo del programa Voluntario Amigo 2017.

Susana Portilla afirma:

  • El voluntariado es una de las experiencias más bonitas que he vivido y me siento muy orgullosa de haber participado en esta iniciativa.
  • El voluntariado te forma a nivel teórico y práctico de lo que supone ser una persona con autismo (sus puntos débiles y fuertes).
  • El voluntariado supone un enriquecimiento a nivel personal enorme. Ganas a un amigo que no te va a juzgar, ni a tratar mal, ni a dar una mala contestación. Ganas a alguien que se va a sentir enormemente agradecido contigo por lo poco que tú le puedas aportar, mientras que él a ti te aportará muchísimo más.
  • Se aprende que en ocasiones las palabras sobran, con una mirada basta.
  • He aprendido que el cariño que te pueda dar una persona con autismo es muy auténtico, son personas muy puras.
  • Ellos no mienten, ni actúan con maldad, ni tienen prejuicios. Nos dan muchas lecciones de humanidad.
  • He aprendido que son personas muy valiosas, merecen cariño y respeto como todo ser humano.

 

IV edición de los  Premios al Voluntariado Universitario

El jurado ha seleccionado 7 trabajos y ha repartido 40.000 euros (10.000 euros para el ganador del primer premio y 5.000 euros para los otros 6 proyectos finalistas). Y de un modo excepcional, dada la alta calidad de las candidaturas presentadas, el jurado ha determinado en esta ocasión aumentar el número de premios de 6 a 7.

El primer premio ha recaído en el proyecto “Chagua Maisha” (“elige vida” en swahili), impulsado por alumnos de la Universidad Complutense, Politécnica y Carlos III de Madrid, en colaboración con la ONG Progress for Africa Spain que promueve la construcción de un edificio-escuela en el barrio de Born City de Arusha (Tanzania)

Además de Voluntariado Amigo de la UBU, han resultado premiados:

“Hoy me he dado cuenta de que todos son como tú y como yo”. Desarrollado por la Asociación Pasión por el Hombre-Bocatas e impulsado por alumnos de varias universidades madrileñas, persigue la integración social de las personas drogodependientes y jóvenes de etnia gitana del poblado marginal de Valdemingómez (Madrid).

El proyecto “Despierta sonrisas”, desarrollado por estudiantes de distintas universidades valencianas en colaboración con la Fundación Iniciativa Social, presta asistencia a colectivos vulnerables.

“EnTándem – Mentoring social para niños/as y jóvenes”, puesto en marcha por alumnos de varias universidades catalanas y la ONG AFEV Cataluña, se centra en la educación integral de niños y jóvenes en riesgo de exclusión social y/o con dificultades.

“La Cocina de Walmara”, promovido por estudiantes de varias universidades españolas en colaboración con la ONG Abay Etiopía, busca mejorar las instalaciones de la cocina del colegio de Walmara (Etiopía).

“Programa de promoción de salud e higiene infantil en Camboya”, de la ONG PSE (Por la Sonrisa de un Niño) y estudiantes de la Universidad San Pablo CEU y la Universidad Complutense de Madrid, promueve un programa de educación y promoción de la salud en la población infantil de diferentes municipios camboyanos.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.