Un deseo concebido…

           Curiosa es la situación en la que es un sujeto naciente quien engendra a otros, pero eso es precisamente lo que ocurre con la fundación de un periódico. Que este mismo, en el momento de su aparición al mundo, concibe en su seno a las distintas secciones. Así, desde la maternidad que le corresponde a El Universitario sobre esta sección de Empleo, la ha concebido con mucha esperanza, tal vez excesiva, precisamente por la época convulsa en que nos encontramos. Por ello, desde el consejo de redacción se han encomendado, a quienes participamos en este apartado, grandes objetivos. ¡Esperemos estar a la altura!

el universitario logotipo

el universitario logotipo

En cualquier caso, los intentaremos asumir siendo conscientes de que las pretensiones y apetencias de utilidad pública que en el fuero interno del periódico se hayan podido estimar han de ser moderadas y nuestro compromiso para con los lectores serio y riguroso. Todo ello siendo fieles a la encomiendo recibida y que, efectivamente, al recibir el lector un ejemplar de El Universitario no tarde en buscar entre sus páginas nuestra sección. Así esperamos que nuestra aportación a este proyecto, que ha comenzado con el curso (¡ojo!, pero con vocación de continuidad mucho más allá), antes acabar este consiga ayudar a encontrar trabajo tal vez a un despistado lector en cuyas manos cayera por casualidad…, o a alguno asiduo…, ¿quién sabe?

Y con esto ya se empieza a intuir la encomienda que corresponde a esta sección, en parte serán consejos, orientaciones, ideas y tendencias en la búsqueda de empleo. También compartiremos ofertas de trabajo, ¡deseamos ardientemente que a alguno le sirvan para entrar en las estadísticas de “ocupados”! Sin embargo, nuestra aspiración no se queda ahí, es tratar la actualidad del empleo, desde el análisis de los datos, la regulación legal con sus reformas, la Economía y las Relaciones Laborales, para conocer y entender mejor el mercado de trabajo. Y todo esto será pegados al día a día de los acontecimientos de los que procuraremos mantener fiel y críticamente informados a nuestros lectores.

Víctor Guerrero.

Deja un comentario